Relojeria el Pendulo

Sin categoría

¿Cómo funciona un reloj?

14 Mar , 2018  

 

Todos los seres humanos estamos obsesionados con medirlo todo, muchas veces no concebimos un mundo inmedible y cuantificable. Por ello, tuvo que inventar un instrumento con el cual poder medir el tiempo, el reloj. Así inició el comercio de éste producto, a su vez, a relojeria centro que es el lugar donde se venden hoy en día.

El concepto ha sido analizado desde diversas perspectivas y todas ellas han estado influenciadas por su contexto más inmediato. Por lo que las elaboraciones que se han realizado sobre este concepto se insertan dentro de la época en la que se han construido.

Al principio de los tiempos de la humanidad, los predecesores del homo sapiens, medían en tiempo con el desplazamiento del sol y las estrellas. Después, llegó la construcción de calendarios, aún imprecisos, por lo que los pueblos antiguos tenían que idear mecanismos más confiables.

Se podría considerar que el primer reloj fue la Clepsidra o reloj de agua que fue inventado por lo egipcios. Más tarde, en el Medio Oriente llegó el reloj de sol y el vela-reloj. En el siglo XII d.C. se popularizó el reloj de arena.

Los primeros relojes mecánicos conocidos funcionaban con grandes pesos que hacían girar una sola manivela, eran muy rudimentarios e inexactos. Un gran avance en el logro de la precisión fue la invención del péndulo como mecanismo regulador, realizada por Christiaan Huygens en el año 1657. La idea de Huygens permitió, además, agregar al reloj el minutero, con lo cual este instrumento ganó en exactitud y confiabilidad.

El primer reloj de pulsera fue hecho a petición de la Reina de Nápoles María Carolina de Austria en 1812.

 

Relojeria el Pendulo

 

Básicamente, hoy en día el reloj necesita de esa potencia para caminar y animarse, pero ¿cómo la obtiene? Generalmente hablamos de relojes mecánicos (cuerda) o de pila, y bajo este concepto la energía se adquiere de manera distinta.

En tren de engranajes es la transmisión en la que existen más de dos ruedas que transmite energía. Hay trenes simples y compuestos, además de algunos en los que el eje de alguna rueda no está fijo al bastidor y se puede mover (satélites, planetarios).

El escape es un sistema ideado para contener la energía y así suministrada por el barrilete, de no existir, la energía haría girar el tren de engranes de manera desmedida.

Particularmente en la relojería, es animado por la liberación de energía al interior del barrilete, que a su vez ha sido dentado para engranar-conectar con el tren de ruedas (centro o rueda segunda, rueda tercera, rueda cuarta, etcétera). Esta transferencia de energía tendrá la finalidad de la indicación del tiempo.

El ritmo del escape es controlado directamente por el regulador. El volante gira hacia una dirección y vuelve a un ritmo de oscilación sumamente preciso, que se logra gracias a la resistencia de la espiral, que se sujeta al volante y al eje del volante.

Para explicarlo de manera sencilla, se refiere a la carátula, agujas y graduación de tiempo, a fin de mostrar la marcha de la agujas y poder leerla. Ahora bien, el movimiento rotacional se conecta mediante piñones para finalmente llegar a las agujas del lado de la carátula.

 

Con información del portal Askmen

 

 

Facebook Comments
¿Te ha gustado el artículo?
[Total: 0 Average: 0]