Servicios

¿Problemas en el trabajo? ¡Infórmate!

19 Abr , 2018  

 
En el trabajo, siempre han existido problemas internos y sus causas varían. Los malestares principalmente se dan por mala comunicación, malas condiciones de trabajo (salarios, prestaciones, equipo y mobiliario), el tener un jefe autoritario al estilo Donald Trump, entre otras.
Lo importante es identificar estas mermas y tratar de resarcir las deficiencias, así crear un mejor ambiente laboral que beneficie a los trabajadores, por ende, a la empresa y crear un ambiente armonioso.
Por ello, aquí te comento algunos puntos importantes para identificar las problemáticas que haya en tu lugar de trabajo y, en dado caso, solicitar los servicios de abogados laborales que te auxilien en la parte legal:
Falta de trabajo en equipo
El trabajo en equipo es una de las competencias más valoradas por los reclutadores, porque cuando un empleado trabaja en equipo, la creatividad y el aprendizaje de éstos mejora, su nivel de estrés se reduce y el desempeño y la productividad aumentan.
Por otro lado, una mentalidad muy individualista puede llevar a que se vea con desconfianza a los demás, y en esas situaciones es fácil malinterpretar ciertos comportamientos y atribuirlos a las ganas de destacar por encima de los compañeros de trabajo.
La falta de comunicación
La falta de comunicación es otra de las causas que pueden provocar conflictos serios en el trabajo, porque cuando un empleado o superior falla a la hora de comunicar (o enviar los mensajes necesarios) a otros trabajadores los problemas pueden aparecer. La mala comunicación puede presentarse como desinformación o mala información.
Compañeros tóxicos
En ocasiones, los conflictos laborales pueden aparecer sin ninguna intención, sin embargo, otras veces, las personas tóxicas crean mal ambiente por donde van, especialmente en el trabajo. Los compañeros tóxicos se identifican porque por donde pisan acaban mal con todo el mundo y crean conflictos donde no los hay. Les gusta meterse donde no les llaman, quieren ser el centro de atención y suelen ser las típicas personas conocidas como falsas y criticonas.
Jefes tóxicos
Puede ocurrir que no sean los compañeros de trabajo los que intoxiquen el ambiente de trabajo, sino que los jefes, ya sea por su mala gestión o por su personalidad, te hagan la vida imposible. En estos casos, puede que estés en desventaja a la hora de solucionar el conflicto.
En resumen, los jefes tóxicos suelen ser: arrogantes y malos comunicadores, autocráticos, inflexibles, controladores y discriminadores.
Competitividad
Es habitual que muchas empresas paguen a sus empleados en función de los logros conseguidos. Y mientras algunas empresas reparten comisiones entre los miembros de un equipo, otras premian a los empleados de manera individual: en función de las ventas o los objetivos marcados, es una persona la que recibe la comisión.
 
Con información del portal Psicologiaymente.net
 

Facebook Comments